Cómo tener un armario planchado con prendas sin arrugas

¡El guardarropa perfecto puede ser una realidad! Descubre cómo olvidar las arrugas del último momento.

Autor: Editor: Polti Spain Fecha de publicación:
Cómo tener un armario planchado con prendas sin arrugas

 Un guardarropa perfecto no solo consiste en tener el traje adecuado para cada ocasión, sino en encontrarlo de inmediato y en excelentes condiciones, como si lo acabaran de planchar: contar con un armario planchado es realmente importante en este sentido. La lucha contra las arrugas nunca termina, incluso inmediatamente después de apagar la plancha o centro de planchado.
¿Cómo combatir las arrugas para ver siempre un armario planchado y ordenado y tener la ropa lista en el momento adecuado?

Después de una cuidadosa selección de qué guardar en el armario y qué regalar o donar, prestar atención a la disposición correcta de la ropa te ayudará a encontrar rápidamente lo que está buscando, a comprender la necesidad de comprar algo nuevo y en tenerlos perfectamente planchados o, en el mejor de los casos, solamente para refrescarlos. Distinguir un armario perfecto, también depende de la disposición de la ropa y los complementos en su interior: una sugerencia es reservar la parte más accesible para aquellas prendas que se utilizan más a menudo, así como dividirlas todas por categorías, aprovechando también el espacio vertical. Otro secreto es utilizar herramientas que puedan ayudar a mantener el orden de la manera correcta. ¿Cómo se hace?

Perchas: clave en un armario planchado

Para tener un armario planchado y ordenado, no apiles varias prendas en una sola percha y elige el tipo correcto:

      • Perchas con clips para faldas y pantalones clásicos (colgar desde abajo).
      • Las perchas de madera suelen ser más grandes y excelentes para colgar. artículos pesados como abrigos y chaquetas, con el fin de preservar mejor su forma.
      • Las perchas con barra inferior son adecuadas para jeans y otros pantalones
      • Las perchas de terciopelo evitan que la ropa resbaladiza se caiga.
      • Las perchas acanaladas son excelentes para colgar camisetas sin mangas con hombros pequeños.
      • Los colgadores para corbatas y cinturones están diseñados para sostener múltiples accesorios en un solo colgador.

Elige el mejor según tus necesidades.

Las cajas pueden marcar la diferencia

Las cajas son una solución en la gestión del espacio del armario, con el objetivo de crear el armario perfecto. Son extremadamente útiles para guardar bufandas, guantes o calcetines. Las cajas grandes pueden contener bolsas y sombreros, pero recuerde llenar ambos con papel antes de guardarlos para evitar que se deformen. La elección de cajas con tapa para etiquetar o con diferentes colores en función del contenido es aún mejor: esto facilitará el cambio de estaciones y te permitirá encontrar todo rápidamente.

Las maletas

Con poco espacio disponible, mantener el orden y dividir sabiamente la ropa y los accesorios se vuelve aún más difícil. Las maletas pueden ayudarte a crear el guardarropa perfecto. Simplemente llénalas con ropa que no sea adecuada para una temporada determinada o con bolsas que no se usen habitualmente.

Los estantes y cajones son importantes en un armario planchado

Los estantes son ideales para guardar camisetas y suéteres que perderían su forma si se cuelgan, mientras que los cajones con separadores mantienen en orden artículos pequeños, como ropa interior, o accesorios como cinturones.

Un armario planchado perfecto es también un armario sin polillas, ávidos de cachemira y lana. Al contrario, a esta especie no le gustan los periódicos. Por lo tanto, durante la temporada de primavera y verano, envolver los suéteres en periódicos evitará que aniden en tus prendas. Además, la inclusión de un repelente natural para polillas en cada balda del armario ayudará a mantenerlas alejadas. ¿Cómo hacer uno? Simplemente llena una pequeña bolsa de algodón o lino con lavanda, clavo, cáscara de limón seca, menta y madera de cedro.

¡El guardarropa perfecto también necesita vapor para ser realmente así! Como se sabe, la limpieza a vapor es el método natural más eficaz para desinfectar cualquier superficie lavable. Por tanto, es perfecto para limpiar a fondo el armario, eliminando gérmenes, bacterias, ácaros y malos olores de una sola pasada. Después de este saneamiento, es una buena práctica dejar las puertas abiertas durante un par de horas para que todo se seque perfectamente.

El planchado a vapor no solo es genial para limpiar un armario planchado, sino también para olvidar arrugas en prendas que no se han usado durante mucho tiempo, refrescando las fibras con una plancha vertical.

Servicios Polti